¿Cómo comprar un buen neopreno?

Por si no lo sabías el cuerpo humano pierde más rápido el calor dentro del agua que fuera de ella, y este es el principal motivo por el cual cuando te sumerjas debajo del agua durante un largo periodo de tiempo tengas que usar un traje de neopreno. Pasar frío es casi tan incómodo como pasar calor. Por eso tienes que tener claro cómo elegir un buen neopreno, y eso implica qué tipo de traje comprar y cuál tienes que usar en cada situación.

En primer lugar, el neopreno es un caucho sintético con una gran capacidad aislante, que permite que se reduzca considerablemente esa pérdida de calor de la que hablaba hace un momento. El problema es que cuanto más nos sumergimos más se comprime el aire, y esto hace que el neopreno a mayor profundidad pierda, de forma paulatina, su capacidad aislante, y haga que perdamos calor cada vez más rápido. Por lo tanto es uno de los factores a tener en cuenta a la hora de elegir el traje, la profundidad a la que solemos sumergirnos. Otros factores a tener en cuenta son, la calidad de los cierres, lo ajustado que nos quede el traje, el grosor del neopreno, cosas que harán que aguantemos más o menos tiempo debajo del agua sin estar incómodos.

Hay varios tipos de traje de neopreno. La temperatura del agua donde vayamos a estar, las fibras que utilice el fabricante, calidades de fabricación, calidad del sellado de las cremalleras, y otro tipo de acabados, dirán qué tipo de neopreno necesitamos. No hace falta que diga que todo este tipo de factores afectan de forma directa en el precio del neopreno que vayas a adquirir. Capuchas, protectores en codos y rodillas, materiales reflectantes, cómo ves no es tarea sencilla elegir un neopreno. Lo mejor que puedes hacer es ir a una tienda especializada y elegir el que mejor se adapte a tus posibilidades, tus necesidades y sobre todo y más importante que te quede bien y te sea cómodo cuando lo pruebes.

El traje corto es para lugares donde la temperatura del agua se encuentra entre los 20 y 30 grados centígrados. Con este tipo de trajes consigues tener el pecho y el estómago calientes, protegiendo además de rozaduras las zonas de la botella, los plomos o el jacket. Los grosores de este tipo de neoprenos varía del milímetro a los cuatro milímetros. Es ideal para la práctica del snorkel.

Los trajes húmedos son, seguramente, los que tienes en mente cuando se menciona la palabra neopreno, son los más utilizados por surfistas. Cubren todo el cuerpo, dejando solamente, cabeza, pies y manos descubiertas. Se usan para aguas de entre 15 y 20 grados centígrados. Los grosores varían entre 5 y 7 milímetros, siendo estos últimos los más adecuados para temperaturas de menos de 15 grados.

Los trajes semi-secos se usan cuando vamos a sumergirnos en aguas frías, hasta 8 o 10 grados centígrados. Los grosores de los semi-secos oscilan entre los 5 y los 7mm. La mayor diferencia con el traje húmedo es que este tipo de trajes son casi estancos. Con este tipo de trajes el precio empieza a subir bastante en relación a los trajes húmedos.
Los trajes secos se caracterizan porque tienen un aislamiento total con la entrada del agua. Se utilizan para bucear por debajo de los 10ºC a inmersiones profundas (a partir de 30 metros). Este tipo de traje viene equipado con válvulas con las que se introduce o elimina aire. Solo es recomendado para buceadores expertos. Este tipo de traje es una inversión muy cara, y que se recomienda realizar un curso de manejo que cuesta sobre 230€.

Como cualquier hobbie o deporte la elección va a depender de tu economía y de la cantidad de horas que tengas pensado tirarte practicándolo. Lo barato siempre acaba saliendo caro, a partir de 150€ puedes encontrar trajes de neopreno de excelente calidad y que con un cuidado adecuado puede durarte muchos años. Mi consejo es ir a tiendas, preguntar mucho, probarte muchos trajes, elegir el que mejor se adapte a ti y tus necesidades y luego buscar ese neopreno en tiendas físicas o mediante internet para conseguir el precio más barato.

¿Dónde Bucear en Málaga?

Málaga es un municipio de la comunidad autónoma de Andalucía, situada al extremo oeste del mar Mediterráneo, aproximadamente a 100 km del estrecho de Gibraltar. Málaga es un municipio muy visitado debido a su buen clima, con una media de temperatura de 18ºC, a su preciosa costa y su cultura. Centrándonos en el hobby que nos interesa, la bahía de Málaga es una zona de reproducción de multitud de especies submarinas. Tiene fondos muy variados de roca, fango y arena, en donde se desarrollan bancos de moluscos.

El buceo es un deporte que engancha mucho, y lo mejor es que aprender es fácil, aunque hay unos protocolos y una evolución, en poco tiempo puedes llegar a hacer inmersiones de hasta 25 metros de profundidad. Para practicar buceo necesitas, un equipo básico que se compone de aletas, máscara, tubo respirador, escarpines y cinturón de buceo. Y a este equipo básico le sumamos el equipo autónomo, que consta de botella, chaleco hidrostático, regulador, cinturón de lastre, un reloj, profundímetro, manómetro y tablas de buceo.

Buceando te olvidas de todo, la sensación de ingravidez, el sonido de tu respiración a través del regulador, absoluta ausencia de ruido y estrés. Bucear da mucha paz y en Málaga hay bastantes lugares para bucear. Cuando hablo de bucear en Málaga, se contempla desde la costa granadina de La Herradura hasta Gibraltar. Aquí dejo una serie de ubicaciones de dónde bucear en Málaga:

-Arrecife de la perla (estepona): es un arrecife con tres zonas para bucear de 6, 10 y 18 metros. En cualquiera de las tres zonas te puedes encontrar pulpos, congrios, morenas y gorgonias.

-Paraje Natural de Maro Cerro Gordo, tiene inmersiones que oscilan desde los 6 hasta los 35 metros. Cuevas de Cantarriján (nivel medio), fondo arenoso y varias cuevas con fácil acceso. La Huerta, zonas de coral y esponjas. Territorio Congrio, congrios, brótolas, peces luna, langosta y pulpos. Calaiza, inmersión tranquila en la que suele ver bancos de sargos y a veces, con suerte, la medusa huevo frito.

-Las Lajas (estepona), son placas tectónicas que forman tres escalones. En la segunda, unos 10 metros de profundidad, existe una zona donde viven congrios, acompañados por morenas.

-Yate de las Ánforas, hundido en 2008, a una profundidad de 25 metros sobre fondo arenoso. Tiene una gran cantidad de congrios agrupados. Inmersión para buceadores avanzados.

-Los Pasadizos (Nerja) es una inmersión vertical de unos 15 metros, que poco a poco se transforma en pared de rocas desgajadas.

-El Nortombra es un pecio a unos 30 metros de profundidad en aguas de Estepona. Hundido en 2011, este lugar se va llenando poco a poco de vida, majestuoso. Recorrer con carrete guía en el caso que quieras adentrarte por sus camarotes.

-Galeón Lys, ideal para bautizos, a 6 metros de profundidad, es un pecio de fácil buceo que fue quemado y hundido por los propios franceses para no ser capturado.

-Marina del Este es una de las más habituales, cuenta con rutas alternativas, a 25 metros de profundidad y para nivel medio, se pueden ver bancos de reyezuelos, tres colas, langostas y esponjas.

-Calaceite en Nerja, ideal para los que se están iniciando, a profundidades de entre 5 y 10 metros, donde hay pequeñas rocas y pecios.

-El Molino de Papel, en Nerja, es una inmersión muy interesante por tener un fondo marino con mucho valor, a una profundidad de entre 6 y 18 metros, requiere un buen control de flotabilidad.

-Torre de los Minerales, en Marbella, es una inmersión de 14 metros a una torre de una planta de extracción de extracción y carga de minerales.
Estos son algunos de los innumerables lugares dónde bucear en Málaga. Para más información puedes ponerte en contacto con algún club de buceo cercano y te proporcionarán toda la información que necesites según tu nivel.